Golden Retriever: Carácter, disciplina, salud

El Golden Retriever o labrador dorado es un perro de origen inglés, concretamente de Escocia, que se desarrolló en torno al año 1850. También llamado “el tesoro dorado al final del arco iris”, es la tercera raza de perro más popular y es idóneo como animal de compañía y como perro de caza con habilidades para el rastreo.

Es un perro bien proporcionado, tiene una altura media de 55cm y pesa entre 27 y 37 kilos. Tiene un cuerpo fuerte y vigoroso, y su cabeza es grande, con unos ojos de color marrón, unas orejas colgantes y unos gestos suaves.

Es un perro grandullón, activo y juguetón, al que le encanta el aire libre, perfecto para familias con jardín o que viven al lado del campo, y para gente que se entretiene jugando con su perro a la pelota o a los juegos en los que hay que coger objetos con la boca.

Carácter del golden retriever

Es un perro con un carácter alegre, cándido y sociable, además de que tiene mucha astucia y es fácil de entrenar. Es cierto que es bastante intenso y energético y por eso, cuando es joven juega sin parar, salta, corre y se adentra en el agua y en el barro. El Golden retriever puede excederse y llegar a la hiperactividad, y para que eso no ocurra es aconsejable que esté ocupado haciendo ejercicio o jugando.

Disciplina

Muchos piensan que este animal ya nace enseñado y eso no es así, es cierto que es muy amoldable pero para eso necesita un adiestramiento, unas normas específicas para la convivencia en el hogar. Semanalmente puede acudir a clases de obediencia o diariamente puede tener sesiones preparatorias con su dueño.

Sujeción bucal

Procede del perro cobrador y desde que es un cachorro hasta que alcanza la vejez, le fascina tener un objeto en la boca para poder morder, pero el dueño le debe indicar que puede mordisquear y que no. Cuando un Golden de 4 o 5 meses sigue mordiendo de manera destructiva, el amo debe pedir ayuda a un experto en conducta canina.

Cuidado del golden retriever

Debe empezar a socializar desde cachorro, además de hacer ejercicio físico a diario para eludir comportamientos destructivos y no convertirse en un perro agitado y ávido. Su pelaje dorado es recomendable cepillar una vez a la semana y de manera más frecuente cuando la muda, que ocurre dos veces al año, con el fin de suprimir el pelo muerto. Las orejas también se le deben de limpiar con frecuencia para que no contraiga ninguna infección.

No es un perro de guarda

Resalta por tener una cualidad amistosa hacia los seres humanos y eso hace que no sea un buen guarda. Es un perro que no para de mover la cola como forma involuntaria, que lame al intruso en vez de atacar, y eso no es una buena defensa aunque el dueño puede enseñarle a pegar un ladrido.

Salud

Es un animal que sufre de trastorno genético o de displasia de cadera, por ejemplo. El sobrepeso es otra enfermedad muy común, los cachorros para evitarlo deben comer tres bol al día y los adultos entre tres y cinco tazas dependiendo del pienso.